LOGISTIC SUMMIT & EXPO
FOOD TECHNOLOGY SUMMIT & EXPO MÉXICO

Retos para la industria de envases plásticos


enero, 2018


Retos para la industria de envases plásticos

El plástico continúa su avance por ocupar un sector clave en la industria mexicana del envase y el embalaje, gracias a su innovación constante. Los envases plásticos representan el 30% del valor del mercado de envases y embalajes en el país, con lo cual ocupan el segundo lugar, sólo superados por los del papel y cartón.

 

La industria de los empaques ha evolucionado a pasos agigantados en los últimos años, la globalización, la innovación en los diseños, el desarrollo de nuevas tecnologías y la toma de conciencia sobre el cuidado del medio ambiente han repercutido directamente en el crecimiento de este sector.

 

La diversidad y la versatilidad de la industria de la producción de polímeros son ventajas que caracterizan a este sector tanto en lo que se refiere a los diferentes tipos de productos como a los distintos usos que se le pueden dar.

 

De acuerdo con el último reporte de Smithers Pira “El futuro del diseño del embalaje: previsiones estratégicas para 2026”, una tendencia general para el envasado es que sea más conveniente y fácil de abrir.

 

Ashley Gange, autor del reporte, señala que la sostenibilidad se ha convertido en una consideración particularmente importante en muchas áreas durante la última década: “Esto se debe a que el embalaje como producto de un solo uso se enfrenta a presiones intensas y crecientes de los consumidores, minoristas, proveedores, gobiernos, reguladores, ONG, grupos ambientales y otros para el desarrollo de soluciones respetuosas con el medio ambiente”.

 

Envases sustentables

El medio ambiente juega un papel clave en la transformación del uso del plástico para envases de alimentos y bebidas. La contaminación ha ido aumentando, pero sólo en la última década se han empezado a tomar medidas para contrarrestar el impacto.

 

Según datos de la Asociación Mexicana de Envase y Embalaje, en México, se producen 10.8 millones de toneladas de residuos de envases al año. La institución explica que el reto es generar conciencia de que el residuo del envase puede tener otro uso: “Un punto importante es el manejo posconsumo, que el consumidor deposite el envase en la basura, porque luego viene la clasificación y el reciclaje”.

 

Este factor ha determinado el cambio de los hábitos de consumo y, por tanto, la actualización de las marcas a la hora de brindar un valor agregado en sus productos. Actualmente, los requerimientos de éstos se han modificado, básicamente para que sean reutilizables o biodegradables, funcionales, inteligentes o activos, innovadores y adaptables.

 

Los expertos en sostenibilidad ambiental apuntan hacia los bioplásticos como uno de los materiales del futuro cercano. Al estar compuestos por residuos de fuentes renovables, esto les permite que se desintegren con facilidad una vez utilizados. En su mayoría, el plástico proviene del petróleo y su tiempo de descomposición está por encima de otros materiales como el papel. Su proceso de fabricación disminuye también la huella de carbono y no contiene entre sus ingredientes los ftalatos o bisfenol A, aditivos perjudiciales para la salud humana y animal.

 

Datos de la consultora Smithers Pira detallan que en el periodo de 1991 a 2013, los embalajes se han fabricado 25% más ligeros en total. En 2013, la reducción de peso en estos productos permitió ahorrar en todo el mundo un millón de toneladas de plástico, a pesar del volumen de las exigencias de funcionalidad.

 

Otra tendencia a nivel global en la utilización de envases de plástico es el desarrollo de retortables, así como el uso de materiales capaces de resistir temperaturas de entre 100 y 200 grados o más durante largos periodos de tiempo. Otro aspecto importante es el desarrollo de nuevos materiales o con los mismos materiales, pero enfocados en la nanotecnología.

 

Reciclaje de PET

En los últimos años, México se ha caracterizado por su labor de reciclaje de envases. ECOCE, asociación civil ambiental, reportó que en el país se fortaleció la cultura del reciclaje manteniendo su liderazgo en acopio y reciclaje de PET. En los últimos cinco años, el acopio de PET posconsumo fue el más alto de América. Durante 2016, se recuperaron 425 mil toneladas, lo que representa el 57% del consumo aparente nacional, un porcentaje similar de recuperación al de la Unión Europea.

 

En 2016, la industria nacional de reciclaje demandó 56.3% de residuos de PET para su reciclaje, mientras que el 43.7% restante fue exportado a China y Estados Unidos, entre otros países. Adicionalmente, en los últimos años, nuevas plantas de reciclaje se han construido con inversión de la industria refresquera, lo que representa el 53.3% del total del sector de reciclado de PET en México.

 

A nivel mundial, marcas como Danone, Unilever, Mars, Coca-Cola, Pepsi, Carrefour, Procter & Gamble, Dow, y ciudades como Nueva York y Phoenix (Arizona), en Estados Unidos, se sumaron a la iniciativa que promueve el Foro Económico Mundial de Davos y la Fundación Ellen MacArthur, que impulsa la economía circular. El plan busca aumentar las tasas globales de reciclaje de envases o envoltorios de plástico en la producción, el uso y la fase posterior al consumo del 14% actual hasta el 70%.

 

La importancia de la iniciativa, entre otros motivos, es evitar la posibilidad de que exista más plástico que peces en el océano en 2050 si no se toman medidas inmediatas.

 

Mercado de envases en México

Según proyecciones de la Asociación Nacional de Industrias del Plástico (ANIPAC), para el 2017 se espera un crecimiento de 6% de la industria del plástico en México, ante un mayor consumo del material en el país.

 

Raúl Mendoza Tapia, Director de ANIPAC, explica que este sector consume poco más de 5.3 millones de toneladas en el país, cifras que lo ubican como una de las principales industrias del sector manufacturero, en especial en el mercado de exportación, donde existen grandes oportunidades para los proveedores mexicanos.

 

AMEE informó que en el 2016, el plástico fue el  rubro que más creció en la industria. Tuvo un incremento de 5.8%, es decir, que de 2.1 millones de toneladas registrados en 2015 pasaron a 2.2 millones de toneladas el año pasado.

 

Por Nadia Perera: editora de contenidos del Food Pack Summit


© 2018 Todos los derechos reservados | Encumex